La siguiente edición del Congreso anual de la Asociación Española de Floristas se celebrará del 21 al 24 de febrero de 2019 en Toledo bajo el lema “Las flores, instrumento de paz y tolerancia”.
La ciudad anfitriona posee un gran atractivo turístico para los congresistas gracias a su riqueza histórica y artística, que la ha hecho merecedora de la denominación de Ciudad Patrimonio de la Humanidad por parte de la Unesco desde 1986.
Bañada por el río Tajo, gracias a su posición geográfica y estratégica fue la capital del Imperio Español con Carlos V y, desde los años 80 hasta la actualidad, de la Comunidad Autónoma de Castilla La-Mancha.
Seducidos por su encanto, Toledo también inspiró a genios de las letras, la pintura y otras bellas artes como El Greco, Cervantes o Garcilaso.
El programa de actos combinará actividades profesionales y lúdicas, tradicionales e innovadoras, con la convivencia de las culturas musulmana, judía y cristiana como temática: ofrenda floral, visita turística teatralizada, degustaciones y ruta gastronómicas, demostraciones, talleres y concurso de arte floral.
En la actualidad, se continúa avanzando en la organización del congreso. Ayer la Asociación mantuvo interesantes reuniones en el Ayuntamiento de Toledo y en la Junta de Comunidades de Castilla La Mancha, que resultaron muy positivas.
En el Ayuntamiento se reunió con Nuria Cogolludo, Concejala de Cultura y Educación, y Maite Puig Cabello, Concejala Delegada de Familia, Accesibilidad y Festejos, que se mostró muy receptiva a las propuestas de programación trasladadas y la disposición de la Corporación Municipal a apoyar este congreso.
reuniones
Por su parte, en la Junta de Comunidades de Castilla La Mancha, la Asociación tuvo la oportunidad de comentar no sólo el congreso, que era el motivo principal de la reunión, sino también otros temas de comercio en los que espera avanzar y que puedan resultar en beneficio de los floristas de toda la Comunidad.